Tragedia en Río de Janeiro: al menos nueve muertos por un deslizamiento de tierra en una favela















El alud ocurrió tras dos días de lluvia en Niteroi Crédito: Twitter



RÍO DE JANEIRO.- Al menos nueve personas murieron y varias permanecen desaparecidas como consecuencia de un deslizamiento de tierra esta madrugada en una favela de Niteroi, ciudad vecina a


Río de Janeiro
, tras dos días de intensa lluvia en la región.





























Según informó Defensa Civil, el alud ocurrió a las 4 de la mañana cuando una gran roca rodó desde lo alto del morro y golpeó seis viviendas de la comunidad Boa Esperança, en el barrio de Piratininga. Los equipos de rescate lograron sacar con vida a once pobladores, entre ellos un bebé, pero nueve personas fallecieron enterradas en el barro, las piedras y los escombros de las casas. Unos 200 miembros de Defensa Civil y bomberos trabajaban contrarreloj para encontrar a los desaparecidos, sin que se tuviera una cifra exacta de las personas que se encontraban en el lugar en el momento del deslizamiento.

“Mi nieta de ocho meses, Nicole, está ahí enterrada. Conseguí sacar a mi nieto, que está en el hospital con mis hijos”, contó desesperada y herida Rosemary Caetano da Silva, quien ayudaba a los rescatistas sobre el sitio donde se levantaba su hogar.





























La noche antes, la familia había festejado el cumpleaños del hermano de Nicole, Arthur Caetano de Carvalho, de 3 años; el niño se encontraba en estado grave, acompañado por sus padres. Los sobrevivientes fueron trasladados a los hospitales Azevedo Lima y Mario Monteiro.

“Llovió mucho en los últimos dos días. Niteroi se encontraba en estado de alerta y se había avisado a las comunidades de la situación, con la recomendación para que buscaran lugares más seguros”, señaló al canal Globo News el secretario de Defensa Civil del estado de Río de Janeiro, comandante Roberto Robadey.

Afortunadamente, a media mañana, el aguacero había acabado y la previsión era de tiempo seco y estable para la zona en las horas siguientes. El tránsito sobre la avenida Francisco da Cruz Nunes, cercana al lugar de la tragedia, había sido cerrado para facilitar las labores de rescate y de asistencia a los habitantes de la favela, porque otras casas corrían riesgo de derrumbe.








De acuerdo al presidente de la Asociación de Moradores del Morro da Boa Esperança, Claudio dos Santos, ya había sido prohibido el ingreso a varias viviendas. “Las casas están siendo aisladas por Defensa Civil, pero hay gente que es complicada y no quiere salir. Ayer ya estábamos preocupados por esta lluvia, pero sucedió esto”, se lamentó Dos Santos.




















Source link

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook